Sgae = Ladrones: llegan las consecuencias

Siempre dije que esta campaña estaba pensada con los pies. Lo dije en su momento, y lo repito ahora: la susodicha campaña (un google bombing para que al buscar ladrones saliera como resultado número 1 la página de la SGAE) no tenía ni pies ni cabeza por dos razones:

  • En primer lugar porque no tiene lógica. ¿Qué nos importan a nosotros que las las personas que buscan ladrones en google obtengan la página de la SGAE. Lo realmente interesante hubiera sido al revés: que al buscar SGAE en google salieran cientos de páginas hablando de sus prácticas.
  • En segundo lugar, al igual que en el caso de “putasgae”, era ponérselo a huevo a la SGAE para demandarnos todos: “Incurre en un delito de calumnia la persona que acusa a otra de haber cometido un delito a sabiendas de que tal acusación es falsa.” Cómo ser un ladrón es un delito tipificado en el código penal, estamos claramente ante un delito de calumnias y las penas no son precisamente leves:

El delito de calumnia se castiga con multa de 4 a 10 meses.

Si la calumnia se difunde con publicidad, es decir, por medio de la imprenta, radio, o similar, la pena será de prisión de 6 meses a 2 años, o multa de 6 a 24 meses.

En estos casos también será responsable civilmente la persona física o jurídica propietaria del medio informativo por el que se difundiera la calumnia.

Por mucho que no nos gusten las prácticas de la SGAE (Por poner un par de ejemplos: cobrar derechos de autor en conciertos de beneficiencia y tratar de suprimir nuestro derecho fundamental a un juicio justo cuando de derechos de autor se trata), calumniarles lo único que nos va a reportar es mala imagen a nosotros (el logo de putasgae nos hace parecer a todos una panda de delicuentes quinceañeros).

Tal y como ya dije en su momento a raíz de la “iniciativa” nos iban a llover las demandas. Lo curioso del caso es que al intentar la SGAE conseguir una sentencia ejemplarizante, en mi humilde opinión, se han equivocado de medio a medio. Puesto que en lugar de ir a por los autores/seguidores de la campaña en cuestión, lo han hecho contra alguien que se limitaba a informar sobre la misma.

Así que en lugar de un mera demanda por calumnias ahora nos encontramos ante un caso en el que una todopoderosa asociación intenta coartar la libertad de expresión de un ciudadano español. Así que hoy: todos somos Julio Alonso.

Sigo pensando, que lo que escribí en su momento, era fundamentalmente información sobre una campaña de Google bombing que se había iniciado días antes, y que las opiniones críticas que pueda haber vertido sobre la SGAE, no exceden en ningún caso el derecho de crítica. Creo además, que lo que busca la SGAE con esto es un efecto ejemplarizante, puesto que hay críticas mucho más graves y muchísimo más injuriosas en infinidad de sitios en internet, incluyendo los comentarios en noticias en muchos medios tradicionales, mucho más notorios y con mucha más audiencia que este blog. Por no hablar de algún vídeo mostrado recientemente por alguna televisión de difusión nacional.

La causa fundamental de esta demanda, a mi entender, es que el post en cuestión salía como primer resultado en la búsqueda en Google de la palabra ladrones, después de que consiguieran que Google modificase su algoritmo para dificultar los Google bombings y que, como consecuencia, no saliese ya la página de la SGAE como primer resultado. Pues bien, ahora parece que también les han convencido de que dicho post no debe aparecer. Buscando ahora mismo, sólo sale el post que habla sobre la demanda en tercer lugar y la página de la SGAE en cuarto lugar. Al pie de página, Google indica que han retirado dos resultados de la búsqueda en cuestión por un requerimiento legal. (http://www.merodeando.com/2007/06/27-demandado-por-la-sgae)

Anuncios

~ por tomatoma en junio 29, 2007.

3 comentarios to “Sgae = Ladrones: llegan las consecuencias”

  1. La verdad es que cuando leí por primera vez sobre el google bombing a la sgae me pareció divertido. Luego he alucinado con la respuesta de la sgae y me he sumado a comentar la noticia en favor de Julio ALonso y ahora, leyendo tu artículo te doy la razón. Como idea no es mala pero habría que haberlo hecho alrevés.

    Lo realmente interesante hubiera sido al revés: que al buscar SGAE en google salieran cientos de páginas hablando de sus prácticas.

  2. […] Acabo de leer en el blog Vivir en Cabo de Palos un artículo al respecto que me ha gustado bastante. Os copio un párrafo del artículo y además […]

  3. Muchas gracias por la mención Nacho. En este tema, la verdad es que difiero bastante de la corriente mayoritaria. Con campañas como esta o lo de putasgae tiramos piedras contra nuestro propio tejado, porque nos hacen aparecer cómo adolescentes descerebrados (justo lo que le conviene a la SGAE).
    En fin, ya veremos en que queda todo. Un saludo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: